En este momento estás viendo Requisitos para el almacenamiento de productos ecológicos

Requisitos para el almacenamiento de productos ecológicos

  • Publicación de la entrada:27 de diciembre de 2022
  • Categoría de la entrada:Almacenaje

El certificado ecológico 

En la actualidad existe un importante auge de la agricultura ecológica. Los productores atraídos por conseguir el sello de agricultura biológica crecen cada año y todo parece indicar que crecerán aún más en los siguientes.

Como consecuencia, podemos asegurar que el transporte y almacenaje de este tipo de productos orgánicos también está en alza. De ahí la importancia del tema que tratamos hoy: el almacén de productos con certificado ecológico y los requisitos que se necesitan para obtenerlo.

Antes de entrar en materia, definiremos el almacenamiento de productos ecológicos como la utilización de instalaciones especiales, donde se almacenan estos materiales con la finalidad de prolongar su vida útil y su posterior distribución.

  • Siguen y respetan el proceso de producción.
  • Tienen en cuenta el ecosistema.
  • Se adecúan a los requisitos de sostenibilidad.
  • Crecen en condiciones completamente naturales (semillas ecológicas, no usan pesticidas ni fertilizantes, agua de riego no contaminada… )

Una vez que el producto ecológico ha pasado por todas sus etapas (producción, preparación, conservación y distribución) es obligatorio guardarlo y custodiarlo en un almacén ecológico.

El Comité de Agricultura de la Comunitat Valenciana (CAECV) es el órgano encargado de entregar los certificados de productos agroalimentarios ecológicos obtenidos en la Comunitat Valenciana.

Los certificados confirman que los productos han sido elaborados bajo las normas de la agricultura ecológica y que han sido revisados en todas las etapas de su proceso.

Cualquier operador que trabaje con productos cuyo origen está en la agricultura tendrá que comunicar su actividad a la comunidad autónoma donde la realiza ( en la Comunitat Valencia al CAECV). Además, su empresa se someterá al régimen de control que establece la normativa.

1. Tramitación: se presenta la solicitud y se abona el coste por parte del operador.

2. Verificación: el CAECV se encarga de autentificar las documentación entregada. Posteriormente se acuerda la visita del técnico/a o inspector/a.

3. Inspección: se comprueba, por parte del inspector, que se cumpla la norma. Además, se hace un control de los registros y pruebas analíticas. A continuación, el inspector elabora el informe de la inspección y anuncia las posibles incorrecciones.

4. Revisión: se realiza una revisión de la información y de los resultados de control por personal no implicado en la evaluación.

5. Valoración y decisión: el comité de Certificación del CAECV es el encargado de valorar los expedientes y decidir sobre la certificación. El operador quedará registrado y obtendrá su certificado si toda la información es correcta.

6. Obtención del certificado.